Me cuesta seguir la dieta

20 min tiempo de lectura

Me cuesta seguir la dieta

Hoy en el blog de Claudia Miñana abordaremos algunos consejos para seguir la dieta. Nos centraremos en la importancia de tener unos hábitos saludables, trabajar en nuestras debilidades y buscar el apoyo necesario para superar los obstáculos.

Es habitual que escuchemos en consulta “Me cuesta seguir la dieta”, especialmente al inicio del proceso. ¿Por qué pasa esto y que trae consigo?

 

El papel del nutricionista

En la primera consulta dedicamos mucho tiempo a hablar del paciente: tus hábitos, tus costumbres, gustos y preferencias. Y en esa misma consulta acordamos por dónde empezar.

Algunos de los cambios que proponemos en la consulta, cuando los ponemos en práctica los vemos muy complicados. Te cuesta de seguir o no sientes que lo puedas mantener a largo plazo.

¿Y qué hacemos? Tiro la toalla, porque “esto no es para mí”, “no tengo fuerza de voluntad”, “me cuesta seguir la dieta” o “ahora no es un buen momento para hacer dieta”. Entonces dejo de acudir a las consultas del nutricionista “porque estoy tirando el dinero”.

Pues ¡ERROR!, nos equivocamos al pensar que el nutricionista solo esta para felicitarnos cuando las cosas van bien. Estamos para celebrar los logros, pero también para trabajar las debilidades, para buscar la estrategia que te ayude a adaptarte mejor, a ir más poco a poco en los objetivos si lo necesitas. En nuestro post sobre por qué debes confiar en un nutricionista, abordamos nuestro papel, y cómo te podemos ayudar.

consejos para seguir una dieta

El objetivo de las consultas de nutrición

Es cierto que existen hábitos no saludables, que debemos ir modificando tarde o temprano (o sería recomendable). Pero no todos a la vez, ni todas las personas priorizaremos empezar a cambiar los mismos hábitos. TÚ tendrás en todo momento el poder de decidir, por dónde empezar con el acompañamiento de tu nutricionista.

De hecho, lo normal es que NO PUEDA PASAR DE 0 A 100, recuerda esto. Cada caso es diferente, y seguramente no nos funcionará lo mismo, ni tenemos que hacerlo bien a la primera.

Pecamos en pensar que desde el día 1 lo voy a hacerlo perfecto. Porque hacerlo perfecto tampoco es el objetivo. Lo perfecto no es sostenible. Pero lo imperfecto, adaptado y flexible sí, teniendo clara nuestra meta.

No olvidemos la vida social, que en muchas ocasiones gira alrededor de la comida (todas las celebraciones son en una mesa llena de comida) y no tengo que privarme de ello ni compensar después de una comilona.

La alimentación debe adaptarse a ti, y no tú a la alimentación.

Si sientes que algo no funciona, que no se adapta a ti o que no lo puedes mantener, comunícaselo a tu nutricionista. Te ayudará a buscar la forma de llevarlo mejor. Y si buscas experto en nutrición en Tarragona, recuerda que ponerte en contacto conmigo es muy fácil:

📲 644 38 23 29 (WhatsApp disponible)

✉️ claudiamg.nutricion@gmail.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *